Internacionales /

Manjares del Litoral en Terra Madre,
una propuesta abierta al mundo

  • Los productos de pescado de río –ahumado y paté– que elabora la cooperativa Mujeres del Litoral, se presentaron en Terra Madre 2010, que se desarrolló del 21 al 25 de octubre en la ciudad de Turín, Italia.
  • La cooperativa participó del taller que reunió a pescadores artesanales de distintos países del mundo, donde hubo un importante intercambio de experiencias entre las comunidades.
  • Terra Madre es el encuentro más importante a nivel mundial donde se promueve la producción orgánica, la alimentación sana, el comercio justo y el rescate de las tradiciones culturales gastronómicas.
Manjares del Litoral exhibió sus productos en el el salón del gusto, donde intercambiaron experiencias con productores de conservas de pescado de otras partes del mundo, como España, Italia y Noruega. Foto Proteger

Manjares del Litoral exhibió sus productos en el el salón del gusto, donde intercambiaron experiencias con productores de conservas de pescado de otras partes del mundo, como España, Italia y Noruega. Foto Proteger

Turín, Italia, 26 octubre 2010.- Manjares del Litoral presentó con éxito sus productos de pescado de río –ahumado y paté– en Terra Madre 2010, que se desarrolló desde el 21 al 25 de octubre pasado en esta ciudad. La iniciativa que lleva adelante la cooperativa Mujeres del Litoral, y que tiene el apoyo de la Fundación Proteger, expuso sus productos en el encuentro que reúne a los protagonistas de la cadena agroalimentaria de 150 países.

Ésta fue la segunda presentación de Manjares del Litoral en Terra Madre –la primera fue en la edición anterior, octubre de 2008, también en Turín. Además, los productos se expusieron en las ediciones 2009 y 2010 de Terra Madre Argentina.

Julieta Peteán, coordinadora del programa Agua, Humedales y Pesca de PROTEGER explicó que “Terra Madre constituye el evento más importante a nivel mundial respecto a todo lo que es la producción orgánica, la alimentación sana, el comercio justo y el rescate de las tradiciones culturales gastronómicas”.

“Pero más allá de eso –aclaró–, Terra Madre implica la defensa de los derechos de las comunidades locales de todo el mundo incluyendo a los pequeños agricultores, a los artesanos de los alimentos, a los cocineros tradicionales, a los pescadores artesanales”.

La cooperativa Mujeres del Litoral participó del taller que reunió a pescadores artesanales de los distintos países del mundo. “Ahí pudimos intercambiar experiencias y problemáticas con esas comunidades de pescadores. Entre los resultados del taller se espera poder aumentar el entramado de relaciones y el intercambio de experiencias que tan buenos resultados dio en los últimos años en los que se contó con el apoyo de Slow Food y Terra Madre”, puntualizaron.

Gran participación de la pesca artesanal

El Salón del Gusto llegó a su octava edición, donde consagró definitivamente su vocación internacional y se confirmó como un momento central en el calendario de quienes les interesa el mundo del alimento. Junto a Terra Madre, con la que constituyen dos partes de un todo indivisibles e interconectadas, el Salón del Gusto es, tal vez, el único lugar en el mundo donde campesinos y artesanos, mundo académico y cocineros, grandes cultivadores de la enogastronomía y “simples” neófitos pueden encontrarse, dando vida a intercambios y amistades.

Allí se tejen una tupida red de relaciones en el nombre de un alimento sostenible, que siga sabiendo transmitir alegría y al que se restituya su pleno valor. El Salón del Gusto es, también, un evento educativo, porque permite aprender, conocer, comparar e informarse, y todo ello esgrimiendo un derecho al placer muy responsable y plenamente compartido. Es, sobre todo, una fiesta, hecha para conocer lo que comemos y celebrar el factor humano implicado en su producción.

“En el salón del gusto estuvimos en contacto con otros productores de conservas de pescado de otras partes del mundo, como España, Italia, Noruega. Este año hubo una particular participación de productos de la pesca. Todos trabajan por la pesca sostenible y con ellos estuvimos en contacto e intercambiamos experiencias y se conversaron cuestiones de colaboración en la comercialización”, aseguró Peteán.

Los alimentos y una mirada diferente

Slow Food es una asociación ecogastronómica sin ánimo de lucro financiada por sus miembros. Se fundó en los años ‘80 con epicentro en Bra, Italia, para contrarrestar el fast food (comida rápida o comida chatarra) y la fast life, impedir la desaparición de las tradiciones gastronómicas locales y combatir la falta de interés general por la nutrición, los orígenes y los sabores, y por las consecuencias de nuestras opciones alimentarias.

Terra Madre es un gran evento internacional que se realiza desde 2004 cada dos años en Turín y en diferentes regiones, como Buenos Aires, para fortalecer las relaciones entre las comunidades del alimento de todo el mundo, analizar los problemas comunes y buscar soluciones conjuntas.

Hoy, con más de 100.000 miembros en 150 países organizados en núcleos locales de socios, desde la red Terra Madre fomentan una nueva lógica para la producción de alimentos, desarrollan programas de educación alimentaria y actúan en favor de la biodiversidad.

Fuente: Prensa Proteger

TEMAS RELACIONADOS

Publicado en: Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>