Día mundial ante las grandes represas /

Oposición a Garabí y reclamos frente a
represas en zonas sísmicas de patagonia

  • Movimientos de afectados por represas y organizaciones ambientalistas de todo el mundo se movilizan en defensa de los ríos libres, el 14 de marzo de cada año.
  • Piden cancelar los proyectos de represas en zonas propensas a terremotos, en particular en la Patagonia.
  • En Misiones y Corrientes se oponen al proyecto hidroeléctrico Garabí.
Represa de Yacyretá. Se estima que afectó a más de 30.000 personas y a la producción regional en Argentina y Paraguay. Foto: M. Malfer/Proteger

Represa de Yacyretá. Se estima que afectó a más de 30.000 personas y a la producción regional en Argentina y Paraguay. Foto: M. Malfer/Proteger

Buenos Aires, Bariloche, Rosario, Santa Fe y Posadas, 14 marzo 2010.- El Día Mundial de Acción contra las Represas fue fijado para el 14 de marzo de cada año en Curitiba, Brasil, en 1997, al culminar el “Primer Encuentro Internacional de Pueblos Afectados por Represas”.

Organizaciones argentinas que integran la Red Latinoamericana contra Represas y por los Ríos, las Comunidades y el Agua (1) acuerdan que el debate trasciende los aspectos técnicos y pone en discusión el crecimiento y los límites e impactos sociales y ambientales de dicho crecimiento.

El especialista en energía, Pablo Bertinat, del Taller Ecologista de Rosario, sostiene que “es cierto que en América Latina, en pleno siglo XXI, 45 millones de personas no tienen acceso a la electricidad, pero los nuevos proyectos de generación eléctrica que se sumaron en los últimos 20 años, más los que se han propuesto últimamente no apuntan a solucionar el acceso a los excluidos del sistema”.

Los ambientalistas afirman que el modelo exportador vigente es un gran devorador de energía y concentración de riqueza, los principales beneficiarios de estos emprendimientos en América Latina son el sector minero y las industrias electrointensivas. Como ejemplo, Minera Bajo La Alumbrera, solo una empresa, representa cerca del 1% del total de transacciones del Mercado Eléctrico Mayorista (2).

Argentina cuenta -para diferentes propósitos- con unas 130 represas, 96 de las cuales son grandes represas de acuerdo a la definición internacional. Actualmente hay cuatro licitaciones nacionales en marcha en las provincias de Neuquén, Mendoza, Catamarca y Santa Cruz.

Nuevas represas

En noviembre de 2009, de acuerdo a la resolución 762/2009 de la Secretaría de Energía se creó el llamado Programa Nacional de Obras Hidroeléctricas. A través del mismo se intenta garantizar el financiamiento de las nuevas obras. “Sin embargo las condiciones a que hace referencia sólo se refieren a cuestiones técnicas sin incluir impactos sociales y ambientales, de esta manera sólo se busca garantizar el flujo de fondos para el desarrollo de nuevas grandes obras incluso, si esto va a significar algún tipo de endeudamiento externo”, agrega Bertinat.

En Neuquén, se licitó la presa Chihuido I, sobre el río Neuquén, de 478 MW de potencia instalada, con una inversión aproximada de US$ 900 millones, que requerirá la reubicación de los parajes de Quili Malal, Villa del Agrio y Agrio del Medio. La obra es considerada de alto impacto ambiental por la misma Secretaría de Energía de la Nación.

Recientemente el ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, recibió las ofertas para la construcción de dos emplazamientos hidroeléctricos en el sistema Río La Leona – Río Santa Cruz: Cóndor Cliff y La Barrancosa, que se estima tendrán 1.740 MW de potencia instalada y más de 15 mil millones de pesos de inversión, monto que llevó a calificar la obra como “Yacyretá 2” (3). Al respecto las organizaciones sostienen que es un proyecto considerado inmaduro para un llamado licitatorio, y exigen la realización del proceso de evaluación ambiental antes de que se adjudique la obra.

Por su parte, el gobierno chubutense anunció a fines de 2009 que reflotará el polémico proyecto hidroeléctrico denominado La Elena, que prevé la construcción de una serie de grandes represas en la cuenca del río Carrenleufú.

El proyecto La Elena generó una férrea oposición de vecinos, pequeños productores y comunidades indígenas de esa zona cordillerana, tanto del lado argentino (Corcovado-Carrenleufú), como del lado chileno (Palena), quienes desde hace años alertan sobre las consecuencias perjudiciales que acarrearía la concreción de esta obra hidroeléctrico.

Grandes represas, grandes daños

Además del impacto que generan estas obras sobre la biodiversidad y las actividades económicas locales al obstruir el escurrimiento natural de los ríos, “nos preguntamos cómo resistirían ante un sismo similar al ocurrido recientemente en Chile. La represa proyectada sobre el río Puelo en Chile, a 9 km de nuestra frontera, está sobre una zona de falla que ha manifestado frecuentes movimientos telúricos, motivo suficiente para cancelar este proyecto hidroeléctrico”, expresó Alejandro Yaniello de la organización ecologista Piuké de Bariloche.

Al respecto la Legislatura de Chubut se manifestó en 2008 oponiéndose a la construcción de las represas proyectadas por la empresa Endesa de España y su filial en Chile, sobre el Río Puelo y el Manso Inferior (4).

En cuanto a la región nordeste del país, RedLar Argentina reclama que se descarten definitivamente los proyectos de nuevas represas en el litoral fluvial, como el caso de la hidroeléctrica argentino-brasileña Garabí que afectaría a Misiones y Corrientes del lado argentino.

Finalmente, los miembros de RedLar Argentina realizaron un llamamiento a la Presidenta Cristina Fernández de Kirchner expresando que “el crecimiento del país no puede realizarse a expensas de sacrificar la naturaleza y sus recursos, y perjudicar a una parte de la población para beneficio energético de otros”.

Misiones le dijo NO a Garabí

Precisamente en localidades de Misiones y Corrientes se realizaron diferentes actividades en oposición a la construcción de la represa binacional Garabí sobre el río Uruguay, organizadas por la Coordinadora por los ríos libres de represas y por los Ciudadanos Autoconvocados contra las Represas de Posadas.

En la norteña provincia de Misiones el acto central se realizó en Azara, localidad que quedaría seriamente afectada por el embalse. Los pobladores se basan en los graves impactos ambientales y sociales ocasionados por Yacyretá –entre otros sobre la pesca, la agricultura familiar y otras actividades productivas, además del desplazamiento forzoso de miles de personas y graves impactos urbanos a causa del llenado y elevación del embalse. “Yacyretá generó además cuantiosas deudas y promesas incumplidas” –añadieron.

Más de cuatrocientas personas se reunieron para decirle NO a Garabí. La asamblea recordó a los innumerables afectados directos e indirectos que produjeron las grandes represas en todo el mundo, proyectó un video que muestra los enormes daños sociales y económicos producidos por la represa de Yacyretá y discutió sobre los peligros de los nuevos proyectos.

Los participantes acordaron formar una mesa provincial, a la que se suma Corrientes, para unificar las acciones frente a la posible construcción de Garabí. También se acordaron cuestiones técnicas y legales para la presentación de un proyecto de Ley de Ríos Libres de Represas en la Legislatura misionera, donde se espera contar con el respaldo de la oposición y del oficialismo.

NOTAS

(1) Redlar (Red Latinoamericana contra Represas y por los Ríos, sus Comunidades y el Agua). La red está integrada por organizaciones sociales, indígenas, ambientalistas, de derechos humanos, de mujeres, redes, frentes, y movimientos de 18 países de América Latina. En Argentina la integran la Fundación Proteger (Santa Fe), Foro Ecologista de Paraná, Taller Ecologista (Rosario), Fundación M’Bigua (Paraná), Frente de Lucha Mapuche y Campesino, Ala Plástica (La Plata), Piuké (Bariloche), Amigos de la Tierra (Buenos Aires), Eco La Paz (Entre Ríos), Bios (Mar del Plata), Centro de Protección a la Naturaleza (Santa Fe), Red Yaguareté (Salta), Cuña Pirú (Misiones), Fundación SOS Comunidad (Misiones), Pastoral Social (Misiones), Ciudadanos Autoconvocados contra las Represas de Posadas, y Diálogo 2000.

(2) Escenarios Energéticos en América del Sur. Cono Sur Sustentable (2008) disponible en Taller Ecologista.

(3) Los costos de Yacyretá eran en su estimación original de 2.500 millones de U$S, pero el costo del proyecto se estimó a fines del año 2003 en 13.000 millones de U$S. La Comisión Mundial de Represas reveló que el enorme sobrecosto promedio de la construcción de 81 grandes represas de propósitos múltiples de las cuales existían datos era del 56%.

(4) Declaración N° 018/08-HL, 27 de Mayo de 2008.

PARA MAYOR INFORMACIÓN
www.proteger.org.ar/represas

CONTACTOS

Raúl Bregagnolo (Misiones), 03755 156 84909
Pablo Bertinat (Rosario), 0341 155 429278
Prensa Taller Ecologista – Alejandra Martínez, 0341 156 969635
Alejandro Yaniello (Bariloche), 02944 156 61465

TEMAS RELACIONADOS

Publicado en: Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>