Humedales / Argentina

Terraplenes avanzan a toda máquina en
las islas y arroyos del Paraná y su Delta

•“Buscan convertir a las islas del Paraná en campos de ganadería y cultivos; es absurdo, y sumamente destructivo. Está ocurriendo en territorio de Entre Ríos, donde no hay ningún tipo de control;  tampoco hay reacción visible del gobierno de Santa Fe”, señalan los testigos, quienes realizaron videos y fotografías de las obras.
• Esto afecta los intereses de los santafesinos por el impacto sobre la pesca, la calidad del agua y todo el ecosistema que sostiene a otras actividades económicas por ejemplo ligadas al turismo y la recreación –reiteran.
•No es la primera vez, ni es el único caso. La “fiebre de la soja” ha desplazado al ganado de sus espacios en tierra firme y ahora las vacas están en las islas. También se terraplena para plantar soja y otros cultivos.

Impactos irreversibles. En la imagen, maquinaria tapando un arroyo en el valle aluvial frente a San Lorenzo, Santa Fe. Foto gentileza "El Paraná No se Toca".

Impactos irreversibles. En la imagen, maquinaria tapando un arroyo en el valle aluvial frente a San Lorenzo, Santa Fe. Foto gentileza "El Paraná No se Toca".

La organización ambientalista “El Paraná No Se Toca” dio la alerta. El curso de agua conocido como Los Meoncitos, fue cerrado mediante el uso de palas mecánicas y retroexcavadoras. Fue el comienzo en la construcción de un extenso terraplén mediante maquinarias pesadas que pretenden generar un nuevo “polder” para destinar tres mil hectáreas más de islas y humedales paranaenses a la actividad agropecuaria, según se estimó.

 

“Buscan convertir a las islas del Delta del Paraná en campos para ganadería y cultivos; es absurdo, y sumamente destructivo. Esto ocurre en territorio de Entre Ríos, donde no hay ningún tipo de control; pero tampoco hay una reacción visible del gobierno de Santa Fe”, subrayan los testigos quienes además realizaron registros de video y fotografías de las obras.

“Todo lo que hacen en las islas y arroyos es ilegal, hasta que se demuestre lo contrario”, indican. Los testimonios están circulando ampliamente en las redes sociales, también se ha denunciado lo que ocurre en radios y webs regionales,  pero ni el gobierno entrerriano, ni el de Santa Fe, se han expresado sobre el hecho”, recuerdan. Esto afecta en forma directa los intereses de los santafesinos por el impacto sobre la pesca, la calidad del agua y todo el ecosistema de humedales que sostiene a otras actividades económicas por ejemplo ligadas al turismo y la recreación –reiteran.

El arroyo, que se aprecia en la fotografía aérea tomada por uno de los miembros de la ONG –y que ilustra esta nota–, “difícilmente pueda definirse como una “zanja” como argumentaron en el caso del arroyo De la Cruz, se encuentra ubicado prácticamente frente a la ciudad de San Lorenzo, muy cerca de Rosario, provincia de Santa Fe, pero en territorio de la provincia de Entre Ríos”, reiteran.

Según publicó en su facebook “El Paraná No se Toca”, este tipo de cierres de cursos de agua requiere el permiso del Consejo Regulador del Uso de Fuentes de Agua, y en el caso de Victoria (Entre Ríos), al ser las islas área protegida, no están permitidos.

La fiebre de los terraplenes

No es la primera vez, ni es el único caso. La llamada “fiebre de la soja” ha desplazado al ganado de sus tradicionales espacios en tierra firme y ahora las vacas están en las islas del Paraná, incluidas las del Delta. Incluso hay intentos de terraplenar para plantar soja y otros cultivos, como en el famoso caso del “polder” construido con maquinarias por la empresa de origen holandés Bema Agri, no muy lejos del que hoy nos ocupa.

Este tipo de acciones de alto impacto son llevadas a cabo por productores ganaderos con tierras vecinas a la provincia de Santa Fe y domicilio del otro lado del Paraná, en Entre Ríos, con el objeto de afirmar sus campos mediante el cierre de las lagunas interiores, y la consolidación de esos espacios como tierras de pastoreo, sacrificando de esta manera el humedal,  la fauna, la pesca y toda la diversidad de especies que viven en él –agregan.

Los incendios intencionales en las islas tienen el mismo origen –indican. En 2008 el Delta ardió durante más de ocho meses debido a incendios intencionales, una práctica perimida y contraproducente pero aún muy usada por algunos ganaderos. A raíz de esto más de 200.000 hectáreas de bosques fluviales y pastizales del Delta –según los informes oficiales de la época –, fueron convertidos en cenizas.

Extraoficialmente se pudo saber que no habría ninguna autorización para trabajos de dragados, canalizaciones, refulados o cierres de arroyos de este tipo en las islas, que transforman en forma irreversible el ecosistema impactando al mismo y a la gente. “Pero no hay ningún tipo de control ni reclamo fuerte por parte de las provincias de Entre Ríos y Santa Fe, que tienen el deber de actuar”, reclaman finalmente.

Fuentes: LT39 Noticias y Fbook de “El Paraná No Se Toca”. Notas archivo Prensa/PROTEGER

Información en notas de archivo

http://www.proteger.org.ar/terraplenes-entre-rios-enfermedad-crece/

http://www.proteger.org.ar/delta-parana-baradero-terraplenes-ilegales/

http://www.proteger.org.ar/ganaderos-terraplenes-ilegales-parana/

http://www.proteger.org.ar/criticas-ley-explotacion-islas-parana/

http://www.proteger.org.ar/oleada-incendios-delta-parana/

http://www.proteger.org.ar/incendios-intencionales-delta-parana/

http://www.proteger.org.ar/incendios-extienden-norte-argentino-2/

http://www.proteger.org.ar/desastre-incendios-islas-culpa-no-viento/

http://www.proteger.org.ar/delta-parana-llamado-autoridades-gubernamentales/

http://www.lacapital.com.ar/la-region/Nuevas-intervenciones-sobre-las-islas-alertan-a-ambientalistas-20120729-0015.html

Publicado en: Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>